?

Log in

No account? Create an account
D/H

Don´t stop believing

Hace algunos días que quería escribir esta entrada. Tengo la sospecha de que Los Soprano no es en absoluto una serie que triunfe por estos lares, pero yo la seguía con franca admiración desde el primer capi. La semana pasada terminó, ya para siempre, con un final polémico que a mí me ha gustado mucho, y joder, si la voy a echar de menos.

Hay tantas cosas que me impresionaron...: imaginaros una serie donde cada fotograma es un cuadro perfecto, donde los personajes no pueden ser más patéticos, cutres, ignorantes y violentos y aun así te identificas con ellos.  Una serie en la que los hijos de Frank Sinatra aparecían como ellos mismos y los mafiosos los adoraban porque eran hijos de quien eran. Una serie en la que uno de los mafiosos decia que Quasimodo ya había previsto lo de las Torres Gemelas y otro afirmaba que cierta película estúpida y gore mezclaba "lo sagrado y lo propano".

No sé, hay series que me han puesto mucho más fangirl, como Expediente X, Friends o, sobre todo, Quantum Leap. Pero si me preguntaran cuál me parece la mejor serie de televisión, tendría que decir Los Soprano. La música, los guiones, las interpretaciones, todo es perfecto. Yo que puedo encontrarle fallos hasta a Dios, porque soy la criticona número uno del mundo mundial, aquí agacho humildemente la cabeza y me callo y sólo digo ooooooooh.

Así que adiós, Sopranos, sniff, sniff.  Os echaré de menos.

Comments

Fíjate que es una serie de la que siempre he leído críticas buenísimas, pero nunca me ha dado por verla. Di que también en aquellos tiempos la daban en C+ y como no las quisieras ver a rayitas blancas y negras...

Tampoco me llamaba mucho, aunque ya te digo que sólo he visto los anuncios promocionales XDDDDDD. Tenía un amigo que era un enganchado a esa serie, le encantaba todo lo de mafiosos y siempre decía que era cojonuda.

Yo creo que Los Soprano le gusta a gente muy distinta, pero tampoco es una serie para todo el mundo. Desde luego tienen que gustarte las pelis de mafiosos, pero hay algo más en ella, no sé. Para empezar, trataba a los espectadores como seres inteligentes. Hay muchas series en las que machacan una idea cuatro o cinco veces seguidas para que te enteres bien; en esta tenías suerte si te explicaban algo. Muchas veces tú tenías que interpretar por qué algo le había cabreado tanto.

Y el sentido del humor era muy especialito. Negro, pero negro de verdad. No sé, para mí es una serie impecable de principio a fin. Pasará a la historia, seguro.